aceite de coco

  • Usos del Aceite de coco




    El aceite de coco o manteca de coco, se extrae por prensado de la pulpa o la carne del coco. Es un aceite vegetal que contiene cerca del 90% de ácidos grasos saturados. Estos ácidos grasos le proporcionan múltiples beneficios, como por ejemplo, la capacidad que tiene para no oxidarse y poder conservarse hasta 6 meses a 24ºC sin deteriorarse.

    El aceite de coco podemos utilizarlo de dos formas; como alimento o como cosmético.

    Uso Alimenticio

    Varias organizaciones de la salud han recomendado no abusar del aceite de coco ya que, al fin y al cabo, no deja de ser una grasa. Pero bien es cierto que podemos utilizarlo con moderación a la hora de elaborar nuestras comidas. Este aceite proporciona un sabor dulce que combina a la perfección al hacer panes, postres o incluso sofritos.

    Uso cosmético

    En los paises donde crece el cocotero el aceite de coco ha sido utilizado durante milenios principalmente para el cuidado de la piel, siendo ideal para hidratarla. Se puede poner diariamente como una crema y sobre todo las pieles secas lo agradecerán. Se absorbe rápidamente y deja un duradero aroma a coco que suele encantar a los amantes de esta fruta. Además, está demostrado que sirve como tratamiento para el acné por ser antiséptico, regulador del sebo y del pH, cicatrizante y regenerador, entre otras cosas.

    El cabello también obtiene un efecto muy beneficioso con el aceite de coco ya que este reduce la pérdida de proteína, por lo tanto hace que el pelo luzca mas grueso y con más vida, obteniendo un brillo sobresaliente y actractivo.

    En Yersana tenemos aceite de coco virgen extra de la firma DR Goerg o Naturgreen, de buenísima calidad en formato pequeño (200 ml) o grande (500 ml).

1 Artículo(s)